Newsletter

 Buscar
Búsqueda en los contenidos de la web

Búsqueda avanzada

Zona Privada
Acceso al área privada de la web

ONG CESAL
Llámanos!900 242 902Escríbenos
ONG CELAL Benín

Benín

PROYECTO GRÉGOIRE

Estás viendo...

Cesal inicia su trabajo en Benin en el año 2016, bajo el nombre de “Proyecto Grégoire”, con el objetivo de recaudar fondos para la construcción en Dassa, Benin (África), de un Centro de Atención para el tratamiento y recuperación de personas con drogodependencia y enfermedad mental.

Aunque es dificil de creer o imaginar, la enfermedad mental en África sigue siendo tratada como en la época de la Edad Media en Europa. Mientras que el mundo moderno occidental ha ido evolucinando en el tratamiento y cuidado de las personas que padecen esta enfermedad, en Africa parece que el tiempo hubiera quedado congelado y allí los enfermos son "los olvidados de los olvidados".

En el siglo XIV en Europa, algunos hospitales contaban con celdas especiales para el aislamiento de personas, a las que llamaban “locos”, donde eran encadenados, enjaulados, privados de alimento, azotados y torturados para expulsar al demonio que llevan dentro. El primer Hospital Europeo General y albergue (Hospital de los Pobres Inocentes), se fundó en Valencia (España), en el siglo XV (1 de junio de 1410), por un alma caritativa, Fray Joan Gilabert Jofrè, con el fin de tratar, cuidar y ayudar a estas personas incomprendidas y maltratadas por la sociedad. Este modelo fue copiado posteriormente en muchos lugares de España y América. 


A lo largo de todos estos años y hasta nuestros días, han evolucionado los tratamientos, conocimiento y comprensión de las enfermedades relacionadas con la mente, así como los Hospitales y Centros de recuperación, siendo en la actualidad uno de los problemas de salud más extendidos en la sociedad moderna, tratado con prevención, tratamiento psicológico y psiquiátrico.

Pero, ¿qué está pasando en África? ...

Según datos del PNUD (Programa de Naciones Unidas para el Desarrollo), alrededor del 40% de la población en Benín, se encuentra por debajo del umbral de pobreza viviendo con menos de 1 dolar al día, siendo la enfermedad mental, una de las cuestiones sanitarias mas abandonadas en África.  Según la OMS, en el continente africano una de cada 6 personas padece algún trastorno mental y la mayoría de los enfermos no pueden recibir un tratamiento debido a su precaria situación económica. En Benin, entre 300.000 a 500.000 personas, padecen problemas relacionados con la salud mental y solo hay un hospital psiquiátrico, que atiende a quien económicamente se lo puede permitir. En Costa de Marfil, donde hay 18 millones de habitantes, sólo hay dos hospitales psiquiátricos para todo el país

La falta de recursos de las familias, en un lugar donde los costes de la visita al psiquiatra y una caja de medicamentos psicotrópicos pueden representar los ingresos de dos meses, hacen imposible el tratamiento de los miembros de la familia que enferman, por lo que cuando esto sucede, no tien más remedio que inmovilizar el enfermo, encadenándolo a un árbol, alejado del pueblo o a un tronco grande de madera para evitar que sea un peligro para el resto de la comunidad y para él mismo. Hay personas que pueden permanecer inmovilizadas en estas condiciones desde 3 o 4 meses hasta 10, 15 y hasta 20 años, si no mueren antes. 

Unido a la falta de recursos, nos encontramos con la incultura y desconocimiento de esta enfermedad, siendo muchas personas las que creen que la causa de la enfermedad mental es externa, de orígenes sobrenaturales o de brujería, como si se tratase de un castigo divino por un mal que, por tanto, es necesario purificar. La familia presa de la incultura y la pobreza, primero entra en contacto con los curanderos locales y curanderos tradicionales que realizan desencantamientos, prácticas mágicas, para intentar que el espíritu maligno desposea al afectado y en última instancia decide enviar a su pariente a un “campo de oración”, dóndo los pacientes se agrupan por decenas encadenados a árboles, privados de sueño, comida y bebida durante días, son golpeados regularmente porque se cree que las dificultades y el sufrimiento para el cuerpo pueden liberarles del diablo y los espíritus.

Ante esta desoladora situación, las personas que padecen una enfermedad mental reciben un trato indigno, son estigmatizadas, discriminadas, privados de alimentos, maltratados y olvidados, viendo mermada su dignidad humana hasta extremos inimaginables, sin ninguna oportunidad de recuperarse y vivir una vida normal.

¿Por qué Cesal inicia su labor en Benin?

Cesal que desde su fundación en 1988, trabaja incansablemente para la mejora y el crecimiento de la dignidad e integridad del ser humano en todos los países donde puede, decidió no cerrar los ojos y movida por el empuje de un grupo de voluntariado que apoya la organización en congruencia con la misión de Cesal, decidió poner en marcha el Proyecto Grégoire de la mano del mismo Grégoire Ahongbonon, fundador de la Asociación Saint Camille de Lellis, que lleva más de 30 años ocupándose de las personas que padecen enfermedades mentales en Benín, Costa de Marfil y otros países cercanos. 

Sus resultados son un gran interrogante para muchos de los psiquiatras ya que la medicación que se les puede ofrecer son simples genéricos. Él explica que su éxito es debido a la confianza que deposita en ellos:
 
"Los enfermos mentales necesitan medicamentos, pero necesitan algo más que medicamentos. Necesitan ser tenidos en cuenta, necesitan ser amados, necesitan que se confíe en ellos".
 

De un vistazo

En primera person

Frédrik
"Mi vida en la calle era difícil, era terrible, porque ya no me quedaba familia. Mi madre y mi padre habían muerto. Estaba sucio, no me lavaba. ¿Quién iba a venir a ocuparse de mi? Nadie. Yo tenía conocidos, amigos… antes, pero ¿quién iba a venir estando enfermo? Iban a decir: no te acerques, no te acerques que te hará daño.

Cuando estás en la calle algunos vienen para agredirte, para tirarte piedras, especialmente los niños que dicen: “mirar un loco”. A veces rebuscaba en las basuras de los blancos, prácticamente no había nadie que me diera de comer, estaba solo en medio de un desierto. Hasta que llegó Gregoire. Yo sabía que él tenía miedo, pero cuando se acercó a mí no fue un mal encuentro, aunque el primer día le rechace, le dije que no, él no me dijo que se trataba de un centro psiquiátrico, me dijo: te voy a llevar a un sitio donde podrás reposar y verás como todo se arreglara.

Yo no tenía esperanza de encontrar la vida que llevo hoy, creía que mi vida se había parado allí. Y aquí en la Sant Camille, tomé muchas medicinas que me hicieron remontar, y todo lo que oía antes, las voces que oía, -yo escuchaba voces que me hablaban-, nunca más las escuché."

(más testimonios...)

Fredrick
El trabajo en imágenes
HOla hola cocacola 

Noticias

Construcción del módulo administrativo

Construcción del Módulo Administrativo en Benín

05/02/2018

Finalizado el muro perimetral, comenzamos ya la construcción del módulo administrativo para el nuevo centro que construimos para atender a personas con enfermedad mental en Benín. 

Muro perimetral Centro Dassa

Finalizado el muro perimetral y el depósito de agua en Benín

10/12/2012

Ya gracias a Dios, se ha completado el “Muro Perimetral y el depósito de agua" que rodea toda la parcela donde estará ubicado el centro de reinserción y recuperación de Dassa.

voluntarios

Visita Grégoire  a España.  Octubre 2017

10/12/2017

Del 16 al 21 de Octubre, Grégoire estuvo en España, invitado por el grupo de voluntarios que llevamos adelante el proyecto del centro mixto de recuperación y reinserción para personas drogodependientes con enfermedad mental en Dassa, Benín

Visita Gregoire España

Grégoire Ahongbonon en España

10/03/2017

Grégoire Ahongbonon, fundador de la Asociación Saint Camille de Lellis, visitará España del 14 al 19 de marzo para explicar su trabajo con las personas que padecen enfermedades mentales en Benín y su próximo proyecto: el primer centro de África Central dirigido a la atención de personas con toxicomanía